Hoteles de lujo: ¿qué supercoches ofrecen a sus clientes VIP?

Mayordomo, spa, ‘personal shopper’ o gastronomía del más alto nivel son algunos de los servicios que los clientes de un hotel de gran lujo esperan, pero los vehículos más exclusivos también forman parte de esas atenciones.

Por PEDRO BERRIO

Cuando se pagan hasta 20.000 euros diarios por ocupar las impresionantes suites de los hoteles de lujo, no hay servicio lo suficientemente exclusivo o inalcanzable para estos huéspedes. Y facilitarles la movilidad, como ya hacían estos hoteles con los coches de caballos en el siglo XIX, también forma parte de esos servicios.

La emblemática Rolls Royce es la marca estrella entre las flotas de estos hoteles, y la exclusiva cadena The Peninsula, una de las que más unidades posee desde hace décadas en sus establecimientos de todo el mundo. Algunos de ellos joyas de un valor incalculable, como el Rolls-Royce Phantom II de 1934 que ofrece The Peninsula Tokio

Vehículos Rolls Royce ofrece también el excéntrico millonario propietario de The 13 Hotel de Macao, considerado como el más caro del mundo. Eso sí, unos Rolls muy especiales: una flota completa de 30 Rolls Royce Phantom en un exclusivo color rojo, tanto en el exterior como en el interior.

Para llegar a esos clientes tan especiales, los acuerdos entre las marcas de coches más elitistas y las cadenas hoteleras más prestigiosas del mundo están a la orden del día. Así, Maserati pone a disposición de los clientes de la cadena Marriott en Cerdeña durante el verano sendos vehículos de alta gama de la marca. Y el Waldorf Astoria de Beverly Hills, en Los Angeles, dos deportivos de la casa inglesa Aston Martin.

En los hoteles de lujo españoles no se quedan atrás. Algo que ahora nos parece tan vanguardista y cool como ofrecer vehículos eléctricos a los huéspedes –como la flota de Smart del Ushüaia Ibiza Beach Hotel–, ya se estilaba a principios del  siglo XX.

En 1900, establecimientos como el Hotel Kaiser de Berlín contaban con una pequeña flota de coches eléctricos en su puerta para dar servicio a sus clientes. Hoy, gracias a los acuerdos entre fabricantes como Mercedes o Tesla y los establecimientos, los huéspedes tienen a su disposición en muchos hoteles puntos de recarga.

¿El objetivo? Que su máxima preocupación sea elegir el destino. Así son los hoteles de lujo.

— MÁS MOTOR EN CÓDIGO ÚNICO…