¿Por dónde corre el agua de forma tan espectacular? La respuesta está en la lejana Laos. En medio de un parque natural bajan estas cataratas para refrescar a los 23 osos negros luchan por la supervivencia de su especie.

Por CÓDIGO ÚNICO

Este sistema de cascadas está 25 kilómetros al sureste de Luan Prabang, en Laos. En medio de la selva, el agua se precipita desde una altura de 60 metros hasta unas piscinas de color turquesa y, desde ahí, llega al Mekong, un río que dejaría en ridículo a cualquiera de los peninsulares. Con casi 5.000 km de largo y más de 800.000 km² de cuenca recorre hasta seis países, Vietnam, Camboya, Tailandia, Laos, Birmania y China, donde desemboca.

Además de un atractivo turístico, la zona de las cataratas Kuang Si es un área de recuperación del oso negro, una especie amenazada por su uso en la medicina tradicional china, donde la bilis de su vesícula es tan cotizada que las mafias llegan a raptar y encarcelar a estos animales. Por eso actualmente solo quedan 23 ejemplares de oso negro dentro de Kuang Si.

Al menos, queda imaginarlos felices en la calurosa y húmeda Laos, a poco que les salpiquen estas espectaculares cataratas superpuestas unas a otras. ¡Qué fresquito!