Los 12 coches más caros de la historia

Si pensabas que el coche más caro del mundo es el Bugatti Chiron o algún superdeportivo realizado a mano por Koenigsegg o Pagani… No estás muy acertado. Ninguno de ellos está en la lista de los automóviles más costosos de la historia. En Código Único actualizamos la lista más exclusiva del mundo del automóvil.

Por CARLOS NIETO

¿Cuánto cuesta el coche más caro de la historia? Sin pensarlo demasiado, es posible que respondamos que alguno de los últimos supercoches que hay en el mercado… Pero nada de eso. A pesar de sus prestaciones y adelantos tecnológicos, los superdeportivos actuales lo único que pueden hacer es rendirse ante el encanto y la exclusividad de los clásicos

Y es que, a día de hoy, sería imposible ver a un Bugatti Chiron, un Koenigsegg Agera o un Pagani Zonda compitiendo en un circuito… Algo que si hacían sus equivalentes del siglo pasado. Así fue hasta la llegada del Ferrari F40 y el Porsche 959: los supercoches abandonaron definitivamente los circuitos y se convirtieron en coches para presumir…

Aún así… ¿qué debe tener un coche clásico para convertirse en objeto de deseo por parte de los amantes del automóvil?

En primer lugar, la marca: si es un Ferrari, tanto mejor. Después, es imperativo que tenga varias competiciones en su haber (a ser posible ganadas), que se hayan construido pocas unidades y que esté en un buen estado de conservación. Si se juntan todos estos factores, el automóvil tiene muchas papeletas para engrosar la lista de los coches más caros de la historia.


Los 12 coches más caros de la historia


Así, en el podio de los coches más caros jamás vendidos el primero de la lista es el mítico Ferrari 250 GTO. En este caso un modelo de 1963 con número de chasis 4153GT. Fue vendido por la friolera de ¡70 millones de dólares! en una venta privada…

Es curioso, porque los tres coches que le siguen entre los más caros del mundo son… ¡Exactamente el mismo modelo! Así es; hasta cuatro Ferrari 250 GTO (uno de los coches más bellos de la historia, sino el que más) copan los cuatro primeros lugares entre los automóviles más costosos de la historia. Solo se fabricaron 36 unidades entre 1962 y 1964, todas para competición. Un modelo que seguirá rompiendo corazones… Y bolsillos.