Se cumplen 30 años de Tiananmén: esperanzas… Y tanques

En abril de 1989, el descontento de una buena parte de la sociedad china saltó a las calles de Pekín. Tras varias semanas de protestas, la ilusión terminó en tragedia… Se cumplen 30 años de Tiananmén.

Por RODRIGO PADILLA

Los primeros días de aquella primavera de 1989 soplaban vientos de cambio. Provenían de la URSS, donde la perestroika se había convertido en sinónimo de apertura, pero el eco resonaba en todos los países del bloque comunista.

También en una China que empezaba a sacudirse el anquilosamiento de décadas y apuntaba a un nuevo modelo económico. En este ambiente de expectativas se produjo el fallecimiento de Hu Yaobang, un político modernizador.

Este rasgo, que fue la base de su popularidad, sobre todo entre los universitarios, también le había costado el cargo de secretario general del Partido Comunista dos años antes. Muchos estudiantes vieron en su destierro de la vida pública la causa de su muerte y, cuando se conoció la noticia, las universidades se llenaron de altares en su memoria.

En Pekín, pequeños grupos se congregaron espontáneamente el 15 de abril junto al monumento a los Héroes del Pueblo, en la plaza de Tiananmén. Y volvieron al día siguiente. Y al otro. Y se quedaron…

El malestar estaba más extendido de lo que la rígida fachada del país permitía intuir. Los primeros eslóganes, que reivindicaban la figura de Hu Yaobang, dieron paso a gritos a favor de la apertura del régimen. Con los ojos del mundo sobre una Tiananmén tomada por estudiantes, el Gobierno chino no sabía cómo afrontar el problema.

Finalmente, se impuso la línea dura del primer ministro Li Peng. El 4 de junio, el Ejército recibió la orden de desalojar Tiananmén. Las calles se llenaron de barricadas, se produjeron choques violentos y conmovedores actos de heroísmo, como el del hombre del tanque, solo frente a una columna de blindados e imagen icónica de los acontecimientos…

Los cánticos de libertad se apagaron entre disparos. Sobre Tiananmén se extendió un silencio que, de alguna manera, se sigue percibiendo hoy. A pesar de las transformaciones que ha vivido el país, y de los turistas que siempre la abarrotan, flota en la plaza una extraña frialdad cargada de implicaciones. Ahora se cumplen 30 años de Tiananmén, una tragedia… ¿Evitable?

– Más sobre China en Código Único…