Durante el Salón Internacional de la Alta Relojería que se está celebrando esta semana en Ginebra, Montblanc ha presentado su nueva colección TimeWalker.

Con un cóctel y una cena de gala en la Brasserie Des Halles de L’Ile de la ciudad suiza, la firma dio a conocer la nueva colección, evocadores relojes profesionales que reúnen el patrimonio de los legendarios instrumentos Minerva con la mejor tecnología y un estilo inspirado en las carreras de época.

A su llegada al emblemático espacio situado en una pequeña isla en el centro del río Ródano, los huéspedes fueron transportados a los días dorados de las carreras automovilísticas de los años 1960 y 1970, una época en la que los grandes campeones batieron nuevos récords y lucharon por la victoria para tomar el escalón más alto del podio.

Los embajadores Hugh Jackman, Charlotte Casiraghi, Guey Lun Mei y el CEO de Montblanc Jérôme Lambert se unieron a los amigos de la marca, incluyendo al actor Pierre Niney, la actriz Macarena Gómez con su marido Aldo Comas, el actor Luca Argentero, las modelos de Victoria’s Secret Ana Beatriz Barros y Joan Smalls así como modelos e influencias de la talla de Neels Visser. Al entrar en el patio del gran edificio en su camino hacia el cóctel, los invitados admiraron los magníficos coches antiguos de la época dorada del automovilismo.

El futuro en rojo y blanco

El estilo de carreras vintage de la nueva colección TimeWalker fue reflejado a través del espacio con los distintivos colores rojo y blanco de este próximo lanzamiento relojero. Las sugerencias del diseño elegante -que evocan velocidad, precisión y rendimiento- fueron un recordatorio de que la victoria solo puede ser determinada por resultados precisos y cronometrados.