Milán es el epicentro de la moda y el diseño mundiales y sus galerías así lo atestiguan, pero en la segunda ciudad más poblada de Italia también hay una revolución silenciosa entre fogones.

Por JESÚS CANO

De visita obligada

La capital del diseño tiene una reina y se llama Rossana Orlandi. Tras su aspecto de abuelita entrañable, esta visionaria y gurú, conocida como la mamma del design, es quien dictamina qué está in y qué está out en el mundo del diseño. Su espacio –una ingeniosa mezcla entre galería de arte, tienda y punto de encuentro– se mantiene desde hace quince años como una de las direcciones imprescindibles.

Milan

La galería de Rossana Orlandi es, desde 2002, el epicentro del diseño en MIlán.

Tiempo de arte

Una antigua fábrica de locomotoras reconvertida en un centro de arte contemporáneo es una de las mecas culturales de la ciudad: Hangar Bicocca. Este otoño, una muestra reproduce el proyecto Ambienti spaziali concebido por el visionario artista Lucio Fontana en 1940 y convivirá con la apabullante instalación permanente Siete palacios celestiales del alemán Anselm Kiefer.

Milan

La instalación permanente Siete palacios celestiales, de Kiefer.

Con estrella

Un timbre, una pesada puerta de hierro y un jardín marcan la entrada en uno de los templos gastronómicos de Milán, Contraste. Aquí el uruguayo Matías Perdomo, el argentino Simon Press y el italiano Thomas Piras han revolucionado la escena con una propuesta provocadora y divertida que ya ha empezado a cosechar estrellas. La carta incluye platos que reinterpretan la tradición italiana en ingeniosas composiciones que luego también cumplen a la perfección en boca, como el Donut alla bolognesa, los Spaghettoni con ajo, aceite y guindilla, el Risotto al azafrán o los Gnocchi de patata con anguila y burrata.

Milan

El salón de un viejo palacete acoge el comedor.

Suma de talentos

Giulia es la anfitriona perfecta en Milán. A un paso del Duomo, en el corazón de la ciudad, se encuentra este hotel de la cadena española Room Mate (Room Mate Giulia Hotel), en donde el diseño es el gran protagonista. Lo firma nuestra diseñadora más internacional, la aclamada Patricia Urquiola, que ha hecho de Italia su segunda patria.

Milán

Giulia es la primera apertura de Room Mate en Milán.

Para ver y ser visto

Giacomo Bulleri montó su primer restaurante, especializado en pescado fresco y recetas milanesas, en 1958. Hoy es un lugar imprescindible para el mundo de la moda. Entre este y el sofisticado Giacomo Arengario, con vistas al Duomo, su otro emblema es Giacomo Bistrot, proyectado por el mítico Studio Peregalli, una brillante mezcla entre la nostalgia por el pasado con la curiosidad por el presente, con toque british y una cocina que pone el foco en la carne, la caza, las ostras y, en temporada, la trufa.

Milán

Barra de Giacomo Bistrot.

Entre la scala y la moda

Capital de la moda y cuna de algunas de las firmas italianas más famosas, las calles de Milán se llenan cada temporada de visitantes de todas partes del mundo que quieren descubrir la ciudad y disfrutar de su Semana de la Moda. En Booking.com dispones de una enorme variedad de apartamentos, hoteles o albergues en los que alojarte. A 150 metros de la catedral y un paseo de la opera La Scala, Suite Milano Duomo son unos apartamentos ideales para conocer cada rincón milanés.

Milán

Estancia del Suite Milano Duomo.

Entre la scala y la moda

Clásica, moderna… La cocina de Luigi Taglienti es atemporal. Su apuesta son los ingredientes locales y una predilección especial por lo crudo o lo poco cocinado. Pocos meses después de su apertura, Lume se hizo con una estrella Michelin y este año se ha consagrado como el mejor nuevo restaurante europeo de 2017.

Milán

El inmaculado comedor de Lume.