A principios de este siglo XXI, cuando Zinedine Zidane asombraba al mundo con sus trucos de magia con un balón, un chaval malagueño de la generación de Cobi trataba de emular los regates del marsellés en una plaza cercana a su casa, en Benalmádena.

POR VÍCTOR GODED

Lo que al principio no fue más que un pasatiempo con amigos acabó siendo, gracias a una combinación de trabajo duro y algo de azar, su profesión. «Al final, la suerte también es un factor clave». Así, con suerte, llegó al Valencia en 2006.

En estos últimos diez años, la carrera de Francisco Isco Alarcón ha sido como conducir un bólido en el Alpe D’ Huez. Puro vértigo. En una década, ha pasado de jugar en los duros campos de Tercera División a ser la estrella del mayor equipo de su provincia y, luego, a coronarse en el Real Madrid. «Es un sueño poder jugar en el club más grande que ha existido jamás y tener la oportunidad de jugar con los mejores jugadores del mundo», dice.

Y quien hace unos años era su ídolo, es ahora su entrenador y maestro. Zizou ha reconocido recientemente que su manera de jugar es parecida a la suya cuando estaba en activo. «Me halaga que haya dicho eso sobre mí afirma , pero no creo que nos parezcamos. Él ha logrado mucho, es muy grande, y yo aún estoy empezando».

A sus 23 años es un habitual en las convocatorias de la Selección española, otro deseo que cumplió por primera vez en enero de 2013 en un amistoso ante Uruguay. Se enteró de esa llamada de Del Bosque por su madre. «Ella me envió un mensaje al móvil». Y es precisamente con los suyos con quienes celebra sus éxitos. «Con los compañeros y la familia, esos que siempre te han apoyado en los momentos malos, es con quien debes compartir la gloria». Hablando de colegas, dentro del vestuario blanco el 23 señala a Luka Modric como su favorito.

Siempre con los pies en el suelo, Isco considera clave para triunfar en el mundo de fútbol «la confianza en uno mismo, algo que he tenido desde pequeño y con la ayuda de mi familia Cuando hay momentos no tan buenos, es cuando hay que dar la cara y salir adelante». Avanzar, ese es el objetivo actual del mediapunta. «Aunque he ganado algunas cosas, me queda mucho por aprender, por conseguir y bastante trabajo por hacer».

Embajador de Boss Parfums
Isco ha sido elegido embajador de la campaña El éxito no nace. Se hace, de Boss Parfums, al reunir «las cualidades únicas necesarias para el éxito en el juego de la vida».

ESTILO Francisco "Isco" Alarcón , Futbolista del Real Madrid 1